El frasco de la vida – La metáfora sobre las prioridades

0
El frasco de la vida - La metáfora sobre las prioridades -Creative Katarsis

EL FRASCO DE LA VIDA – LO PRIMERO ES LO PRIMERO

Nuestro estilo de vida está diseñado de tal forma que vivimos en una especie de bucle acelerado; en el que las 24 horas del día no son suficientes para llevar a cabo todos nuestros planes. A veces no nos paramos a pensar en lo verdaderamente importante y actuamos con el piloto automático activado, dando preferencia a otras cuestiones menos relevantes. El frasco de la vida es una metáfora sobre las prioridades, que te hará reflexionar acerca de tu escala de valores y el orden mental correcto.

Un profesor de Filosofía cogió un frasco grande y vacío de mayonesa delante de sus alumnos y comenzó a llenarlo con pelotas de golf. Luego preguntó a sus estudiantes si el frasco estaba lleno. Los estudiantes respondieron que sí. Así que el profesor cogió una caja repleta de canicas y la vació dentro del frasco de mayonesa. Las canicas llenaron los espacios vacíos entre las pelotas de golf. El profesor volvió a preguntar a los estudiantes si el frasco estaba lleno, ellos respondieron que sí de nuevo.

Luego el profesor cogió una caja con arena y la vació dentro del frasco. Por supuesto, la arena ocupó todos los espacios vacíos, así que el profesor pregunto nuevamente si el frasco estaba lleno. En esta ocasión los estudiantes respondieron con un ‘sí’ unánime. El profesor enseguida agrego dos tazas de café al contenido del frasco y efectivamente rellenó todos los espacios vacíos entre la arena. Los estudiantes reían en esta ocasión. Cuando dejaron de reír, el profesor dijo:

QUIERO QUE SE DEN CUENTA QUE ESTE FRASCO REPRESENTA LA VIDA. Las pelotas de golf son las cosas importantes, como la familia, los hijos, la salud, los amigos, todo lo que te apasiona. Son cosas tan relevantes que aunque perdiéramos todo lo demás, nuestras vidas aún estarían llenas.Las canicas son las otras cosas que importan, como el trabajo, la casa, el auto, etc. La arena es todo lo demás, las pequeñas cosas. Si llenamos de arena todo el frasco, no habría espacio para las canicas ni para las pelotas de golf.

Lo mismo ocurre con la vida. Si gastamos todo nuestro tiempo y energía en las cosas pequeñas, nunca encontraremos espacio para las cosas realmente importantes. Presta atención a las cosas que son cruciales para tu felicidad: juega con tus hijos, tómate tiempo para ir al médico, ve con tu pareja a cenar, practica tu deporte o afición favorita… Siempre habrá tiempo para otros asuntos menos relevantes. Ocúpate de las pelotas de golf primero, de las cosas que realmente importan y establece tus prioridades, el resto es solo arena.

Uno de los estudiantes levantó la mano y preguntó que representaba el café. El profesor esbozó una sonrisa y dijo: “Me alegro que lo preguntes. Solo es para demostraros, que no importa cuan ocupada pueda parecer vuestra vida, siempre hay tiempo para tomarse un par de tazas de café con un amigo”.

El frasco de la vida contiene una moraleja que deberíamos tener presente más menudo de lo que puede parecer en un principio. Por lo que vamos a ver la misma metáfora en formato audiovisual, ya que suele resultar más gráfico.

¿El frasco de la vida te ha resultado pedagógico? Pues ya que estás aquí, no te marches sin echar un vistazo a Introducción al derecho: La importancia de hacerse respetar.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here